Muere el editor José Manuel Lara


El editor, durante la rueda de prensa en la que se dio a conocer el Premio Planeta de 2013. ANTONIO MORENO

Dueño del grupo editorial Planeta, del diario 'La Razón' y presidente de Atresmedia

Solía expresar sus opiniones con la franqueza y la proximidad de un pequeño empresario a pie de calle, pero no lo era. Dirigía y administraba con mano férrea y mucha mano izquierda -en el mejor sentido de la expresión, la que aúna el don de gentes, la inteligencia emocional, la visión de futuro y la lógica empresarial- un imperio multimedia (líder mundial en lo que a edición en lengua castellana se refiere), además de participaciones inmobiliarias, bancarias y un largo etcétera, y una de las mayores fortunas familiares de España.

Sin embargo, José Manuel Lara Bosch, de él se trata, del presidente del conglomerado Planeta y del Grupo Atresmedia, fallecido este sábado en Barcelona a los 68 años, gastaba una campechanía envidiable y no se cortaba un pelo. Aún resuenan en la opinión pública muchas de esas opiniones, expresadas con una claridad a toda prueba, aunque levantaran ampollas a buena parte de sus paisanos catalanes embarcados y convencidos del proceso soberanista. En septiembre de 2012, cuando dicho proceso se encontraba en su máxima efervescencia, decía por ejemplo: "Si Cataluña fuera independiente, el Grupo Planeta se tendría que ir a Zaragoza, a Madrid o a Cuenca. No hay ningún negocio editorial que tenga la sede en un país extranjero o que hable otro idioma", y se quedaba tan ancho.
Pero su talante moderado, por delante de su profunda convicción conservadora, lo llevaba siempre a buscar el diálogo y la salida negociada a todo conflicto. Sobre el mismo espinoso tema alertaba no hace mucho, en pasado octubre, en la edición del popular Premio Planeta de Novela: "Los políticos han de ser conscientes de que las empresas actúan en función de sus accionistas". Para a continuación sugerir conciliador: "Entramos en una fase de bajar el soufflé y de dialogar".

Pero lo remarcable, en todo caso, era que su sinceridad no conocía lapsus o extravíos momentáneos, a pesar de que pusiera en evidencia los viejos vicios, vigentes hace apenas unas décadas, de su propio gremio editorial. En una memorable entrevista a dos voces junto a otra leyenda de la industria del libro barcelonesa, la agente literaria Carmen Balcells, ofrecida a Xavi Ayén en el día del Libro de 2013, Lara Bosch explicaba sin ambages como había forjado su imperio editorial y consolidado el catálogo de Planeta: simplementecuidando al autor y jugando limpio.

Es decir, yendo a contrapelo de una dudosa práctica muy extendida por entonces en España, la de liquidar en derechos de autor una proporción muy inferior al número de ejemplares realmente vendidos. "Si alguna trampa se debe hacer es liquidar de más a los autores a los que quieres tener contentos. Si les pagas menos, vendrá otro y se los llevará. Lo sé porque es lo que yo hacía", confesaba. "Me lo ponían a huevo. Me molesté en averiguar lo que vendían los autores de la competencia. Como les sisaban, iba yo y les ofrecía un anticipo basado en sus cifras reales de venta y, claro, me los llevaba", explicaba con desenfado.

Lo cierto es que empresarios de semejante entereza y sinceridad parecen pertenecer a otra época, puede que irrepetible. Y el propio José Manuel Lara Bosch ya lo es, porque el tiempo robado al cáncer, y por ello ganado, finalmente se le agotó este sábado. Habría cumplido 69 años en marzo, por lo que su despedida de la escena fue en cierta medida prematura. Pero el ejecutivo no le veía así, sino como el regalo de una segunda vida, en tiempo de descuento. "Nací el 7 de noviembre del 2011. En aquel momento, tenía el 80% de posibilidades de morirme. Estaba muerto. ¿Cuánta gente conoces que haya sobrevivido a un cáncer de páncreas? Fueron dos operaciones, no una: páncreas, medio estómago y un trozo del intestino", explicaba sin cortarse un pelo en la citada entrevista de 2013.

De una biblioteca al timón del primer grupo editorial

En rigor de verdad, Lara Bosch había nacido el 8 de marzo de 1946 en Barcelona. Hijo del capitán de la Legión José Manuel Lara Hernández, es decir, de uno de los triunfadores de la Guerra Civil Española que permaneció siempre fiel a Franco, a pesar de tender la mano e incluso estrechar amistad con rojos consumados como Manuel Vázquez Montalbán, José Manuel hijo supo desembarazarse de a poco y con moderación de esa pesada herencia paterna, sin perder por ello sus convicciones.

En cierto sentido, Lara hijo fue la contracara o el complemento perfecto de Lara padre. Si el fundador de la Editorial Planeta en 1949 y creador de célebre premio homónimo tres años después representó el paradigma del emprendedor inquieto e infatigable, que suplió su escasa formación con empeño y olfato, a la manera del hombre que se hace a sí mismo; su hijo José Manuel Lara Bosch fue en cambio el ejecutivo muy formado, con un talento innato para los negocios, capaz de llevar el incipiente imperio heredado al paroxismo.

Es un hecho que el crecimiento exponencial del conglomerado Planeta hasta convertirse en la actualidad en el primer grupo de comunicación mundial en lengua castellana, con presencia en España y América Latina, y el segundo grupo editorial francés, es una gesta empresarial conquistada bajo las dos últimas décadas de reinado de José Manuel Lara Bosch, quien inició a finales de los 90 la exitosa diversificación del grupo, hoy constituido por más de un centenar de empresas.

Formado en Ciencias Económicas en la Universidad de Barcelona, con un máster en la escuela de negocios ESADE, Lara Bosch inició su carrera profesional en 1963 en la Librería Larousse de París, antes de pasar a ocupar a continuación distintos cargos de responsabilidad en la estructura de la empresa familiar, el Grupo Planeta, en España y América Latina.

Lo cierto es que a José Manuel se le daban bien los números, pero el que se perfilaba como claro sucesor de Lara padre y conocía al dedillo el negocio editorial era su hermano menor Fernando Lara Bosch. Sucesión malograda por la prematura muerte de Fernando Lara Bosch a causa de un accidente automovilístico en 1996. De allí que José Manuel fuera nombrado un año después, en 1996, consejero delegado del Grupo, y asumiera ineludiblemente no mucho después, en 2003, la presidencia del conglomerado, tras la muerte de su padre, José Manuel Lara Hernández. Ese mismo año fundaría el segundo puntal del imperio, el Grupo Atresmedia.

Salto al mercado audiovisual

Si a mediados de la década del 80 el Grupo Planeta ya había iniciado su fase de expansión, con la adquisición de sellos de prestigio como Seix Barral, Ariel, Espasa-Calpe y Planeta DeAgostini, entre otras; fue bajo la gestión de José Manuel Lara que el incipiente imperio cobró las actuales dimensiones elefantiásicas. Sobre todo durante la última década, con la asimilación progresiva del poderoso Grup 62-líder en lengua catalana, ya casi completamente absorbido por Planeta que posee más del 80% del accionariado y sigue sumando-, la compra de la histórica Tusquets Editorial, que completará su absorción en 2017, y por último, pero no menos importante, con la compra en 2008 de Editis, el segundo grupo editorial francés en volumen de negocio.

Pero el crecimiento del imperio no acaba allí, porque la diversificación emprendida por José Manuel Lara involucra no solo sectores como la distribución cinematográfica y de contenidos audiovisuales -Planeta también es accionista del Grupo Zed, líder mundial en contenidos para móviles-; sino también y en mayor proporción diversos medios de comunicación, entre prensa y audiovisuales, como el rotativo 'La Razón' o 'El Periódico de Catalunya', que también ha entrado bajo la órbita de la corporación con la reciente adquisición del 23% de su accionariado.

Por no mentar la mayoría accionarial que el imperio tiene allende los mares en el grupo de comunicación colombiano Casa Editorial El Tiempo, dueño del primer rotativo de dicho país, 'El Tiempo', y el canal de televisión más importante de Bogotá, City TV. Y un capítulo aparte de la diversificación del imperio Planeta merecería el apéndice Atresmedia Corporación, también presidida por José Manuel Lara hasta sus últimos días (constituida por Antena 3TV, La Sexta, Onda Cero Radio y Europa FM, entre otras empresas) que en obtuvo en 2013, en plena recesión española, un beneficio neto de 46 millones de euros.

Pero la diversificación empresarial del Marqués del Pedroso de Lara -título nobiliario heredado de su padre en 2003-, distinguido en 2007 con la Creu de Sant Jordi de la Generalitat, con la Medalla Internacional de las Artes de la Comunidad de Madrid en 2009 o la Medalla de Andalucía en 2013, no acababa ahí ni mucho menos, porque José Manuel Lara también fue durante más de 12 años el máximo accionista del Club Deportivo Espanyol, en 2012 compraba el 30% de paquete accionarial de la biotecnológica Plasmia y hasta poco antes de su muerte continuaba acumulando cargos en el consejo administrativo del Banco Sabadell, del que fue vicepresidente, consejero independiente y consejero coordinador, para dar sólo tres ejemplos.

Y si la enfermedad no se lo hubiera llevado, seguramente aún continuaría expandiendo su imperio, porque jamás se le pasó por la cabeza la idea de retiro o jubilación, a pesar del notable deterioro de su salud. En la citada entrevista de 2013 junto a Carmen Balcells bromeaba al respecto, aunque puede que hablara muy en serio: "Si me tengo que retirar, no me aburriré, me quedaré la editorial de la Fundación Lara, la más divertida porque no es necesario ganar dinero, ¡podré publicar todas las tonterías que se me ocurran!". Lo dicho, el máximo representante de una generación de empresarios de los que ya no quedan.

Los fragmentos del Evangelio más antiguos del mundo



El anunciado hallazgo de un papiro en una máscara de momia egipcia «sería muy importante si proporcionara un texto mucho más antiguo de Marcos», dice un experto


Novedades policiales: De Benjamin Black a Robert Galbraith

En los próximos meses llegarán las novelas de detectives de John Banville y J. K. Rowling.

Su rostro estaba desfigurado flotando en el agua. Los dedos tenían manchas de nicotina. Una pareja que se paseaba por el parque vio el cadáver, que se asomaba desnudo al borde del canal, y dio el aviso a la policía.  
“Hombre, al final de la veintena o al principio de la treintena, completamente desnudo excepto por un calcetín, el izquierdo”, se lee al inicio de Ordenes sagradas, novela firmada por Benjamin Black, el alter ego del destacado escritor irlandésJohn Banville. 
Aparecida en inglés en 2013, ahora es publicada en español por editorial Alfaguara. La séptima entrega de Benjamin Black trae devuelta al  doctor Quirke y su amigo, el inspector Hackett. Es la década del 50 en Irlanda, los diarios sufren la censura, y la Iglesia Católica ejerce gran influencia social. Mientras, el doctor Quirke, quien está de turno en el hospital, recibe para la autopsia ese cadáver que flotaba en el agua. “¡Dios mío! Lo conozco”, grita. Es Jimmy Minor, el gran amigo de su hija Phoebe. 
“La prosa magnética, el sutil erotismo y la profusión de detalles sobre los años cincuenta son motivos más que de sobra para poner esta saga sobre la mesa”, señaló del ejemplar el diario estadounidense The New York Times. 
Ordenes sagradas llegará este primer semestre a Chile como otras novedades del género policial. Entre estas destaca el segundo libro de Robert Galbraith, el seudónimo de la autora británica creadora de la saga de Harry Potter, J. K. Rowling.   
Se llama The Silkworm y  será traducida con el nombre de El gusano de seda. Editorial Salamandra ya anunció su publicación, luego que el debut de Robert Galbraith, El canto del cuco, apareciera en español por el sello Espasa, del Grupo Planeta.  
Es el regreso del detective privado y veterano de guerra, Cormoran Strike. Esta vez deberá resolver el crimen del novelista Owen Quine, quien es encontrado muerto después de finalizar un libro en el que personas de su entorno aparecen citadas. 
La historia se basa en el espionaje telefónico en Inglaterra y en la experiencia de Rowling con la prensa y su vida privada.
DE SUECIA A ANTOFAGASTA

Reinhold Messner, el último lobo alpino

En la cumbre se hielan los versos porque su paisaje ignoto es el más bello soneto, allá arriba reina un místico silencio jamás escuchado, pues solo el viento gélido puede recitar lo contemplado.

Desde hace siglos, la montaña y el ser humano forman un indisoluble binomio y son muchos los que aseguran que la eminencia topográfica les ha cambiado la vida. Ciertamente la montaña puede llegar a sanar un mal físico o psicológico, pero como muy bien saben los montañeros, también puede llegar a matar. Y es precisamente todo ello lo que ejerce tal poder de fascinación y atracción en el ser humano, que enfrentándose a ese ser vivo rocoso se entrega al desafío de conquista de los últimos rincones de su alma desconocida, oscura y olvidada.

La poesía sí tiene un sentido práctico: Guadalupe Dávalos

“Canción del no”:

“En frías hieleras los ojos
niñas acostumbradas a divagar
han perdido la razón
mutiladas amanecieron
al frente de los titulares
niñas ocho columnas
me parten el alma
¿qué de su fiesta de boda?
¿qué de su propio alumbramiento?
¿los signos las salvaron?
no hubiesen dado con su madre
de no haber sido por sus tatuajes”.

Zacatecas.- A través de la poesía se construyen imágenes y paisajes cuyas “letras y palabras tienen un sentido que sirve para algo”, como puede ser transformar situaciones de una realidad, aseguró la poeta zacatecana Guadalupe Dávalos.

Cuando al lenguaje se le da ritmo e intención se logran crear paisajes y sentimientos que hacen reflexionar a los lectores sobre el entorno y muchos temas “en los que tenemos que participar”, abundó en entrevista de Notimex.

Dijo que esa es una de las intenciones que tiene su recién publicado libro, “Aeda. Poesía reunida”, que cuenta con prólogo de la escritora Dolores Castro Varela, y fue publicado por las editoriales Del Lirio y Puerta Abierta.

El libro que hace poco fue presentado, concentra 20 años de trabajo poético de Guadalupe Dávalos. Se trata de dos décadas en las que fue creando, recreando y trabajando sus poemas, para precisamente aportar a la transformación de la realidad.

Es por eso que la escritora aceptó con gusto la propuesta de su prologuista, Dolores Castro Varela, de titular la obra “Aeda”, que significa “poeta que cantaba en el desierto las hazañas de los dioses y los hombres”.

El nombre es retomado precisamente de uno de los poemas que incluye el libro, titulado “Función de Aeda”, que se podría traducir como “función del oficio del poeta”.

La creación del volumen, dijo, fue “de largo aliento”, porque los poemas no saltan a la vista como las imágenes, se van recreando y perfeccionando con el tiempo, con la asistencia a talleres y la crítica de expertos, hasta que “se logra tener un propio estilo y una propia voz”.

Pero no es suficiente tener estilo y voz, es necesario estudiar y conocer el lenguaje para crear las imágenes y paisajes que “quizá no logran una revolución, pero sí transformar y cambiar situaciones de un país”.

Respecto al ingreso de las mujeres al ámbito de la poesía, Dávalos manifestó que para ellas es más difícil destacar y obtener reconocimiento.

La también responsable del área de Enseñanza e Investigación del Instituto Zacatecano de Cultura “Ramón López Velarde”, reconoció que México cuenta con

Juan Esteban Constaín ganó el Premio de Narrativa

Con su libro 'El hombre que no fue jueves', el escritor payanés fue el ganador de este galardón.

La historia de la posible canonización del escritor británico G. K. Chesterton es el hilo conductor del libro 'El hombre que no fue jueves', del escritor payanés Juan Esteban Constaín, por el que se hizo merecedor del Premio Biblioteca de Narrativa Colombiana, que se entregó ayer, en Medellín.

Escritor Posteguillo dice que la crítica española desdeña la novela histórica

La crítica española mira la novela histórica como si fuera de segundo nivel, dijo el escritor español Santiago Posteguillo en Lima al presentar su obra "Circo Máximo", parte de una trilogía sobre la vida del emperador romano Trajano.

"Me siento ignorado por algunos críticos españoles que ven a la novela histórica por encima del hombro porque la consideran de segundo nivel", dijo Posteguillo el miércoles a la AFP.

A este género "se le estigmatiza, se le menosprecia; me parece una falacia ese enfoque de los críticos, de menospreciar la literatura de algunos géneros", agregó el escritor que se inició escribiendo novela negra y luego dio el salto hacia la histórica.


«La lectura sirve para evadir el espíritu»

Entre humo y asfalto, el economista y tataranieto de Cézanne ha tardado 15 años en alumbrar su primera novela, La franja de vida (Círculo Rojo), la historia de una gran catástrofe planetaria. Calma. Es ciencia ficción.

¿Qué hace el director del circuito de Cheste metido a nuevo Asimov?

Pues la novela nace un domingo por la tarde de hace casi 15 años en Londres. Fui a ver una película que empezaba muy bien pero el guionista se enredaba demasiado. Salí del cine bastante defraudado y comencé a pensar en una historia de ciencia ficción creíble y a su vez atractiva.

¿Qué película con final tan malo era?

Soy incapaz de recordar el título o el argumento. Sólo que el guionista abusó de ese recurso llamado Deus ex machina y eso me llevó a pensar en mi propio guion, más creíble.

Pero no es un escritor rápido...

La verdad es que no. Me encantaría poder decir que soy un fenómeno y soy capaz de escribir una novela en 3 meses. Pero no. Terminar La franja de vida me ha llevado casi 15 años, con sus altos y bajos.

¿Está convencido de que esta forma de vida que disfrutamos se agota? 

Los peligros están ahí, son variados y cualquiera de ellos podría acabar con la humanidad, tal como la entendemos hoy. El argumento central de mi novela es soólo uno más de los que podrían llegar a ocurrir. Y sería una situación crítica. Por eso mi novela, además de entretener, es un buen manual de supervivencia en caso de que ocurra lo que se describe.

Un libro recupera la historia de la Orquesta LaWagneriana


El profesor y músico Jaume Gosàlbez firma esta obra publicada por el Ayuntamiento de Alicante

El Ayuntamiento de Alicante ha editado un libro enmarcado en colección Alicantinos Ilustres en el que se recupera la historia de la Sociedad de Conciertos de Alicante La Wagneriana, nacida en 1903 y desaparecida en 1937 como consecuencia de la Guerra Civil. El profesor y músico Jaume Gosàlbez, autor de Orquesta La Wagneriana de Alicante, aseguró, según recoge Europa Press, que la historia de esta agrupación arrancó con la recuperación de su música y con la celebración de una serie de conciertos a cargo de la orquesta Baptiste Mut de El Campello. 


El libro desvela que La Wagneriana fue una orquesta de pulso y púa que tuvo «una potencia a nivel nacional, importante. Fue bajo nuestro punto de vista la primera gran orquesta». Por un lado, según explicó, porque hasta principios del siglo XX eran «cuartetos y pequeños intérpretes» y, por otra parte, porque «se pensó a lo grande, desde sus intérpretes y hasta sus obras».



De hecho, La Wagneriana fue la encargada de amenizar la boda del rey Alfonso XIII, de tocar en la Exposición Universal de Barcelona y de ser invitada a tocar ante el público de Orán y de París. Además, en 1929 grabaron una veintena de discos. Precisamente el siguiento apso, afirmo Gosàlbez, será editar un disco como reconocimiento a esta agrupación.

Primer Concurso Internacional de Libro de Poesía ‘Fernando Charry Lara’

Desde ahora, y hasta el 9 de abril de 2015, poetas de todas las nacionalidades podrán participar en el Primer Concurso Internacional de Libro de Poesía ‘Fernando Charry Lara’, organizado por el Departamento de Humanidades y Letras. El ganador será premiado con la publicación del libro y nueve millones de pesos en efectivo.

En esta ocasión, el concurso trae dos innovaciones que seguramente llamarán la atención de un público más amplio de escritores. Será la primera vez que el certamen recibirá participaciones tanto nacionales como internacionales y, además, servirá de homenaje a Fernando Charry Lara (1920), quien falleció hace diez años en Washington, Estados Unidos. Este reconocido poeta y ensayista colombiano fue cofundador de la revista ‘Golpe de dados’ y miembro de los consejos de redacción de las revistas ‘Mito’, ‘Eco’ y ‘Café Literario’. Publicó libros de poesía, como ‘Nocturno y otros sueños’, con prólogo de Vicente Aleixandre, y ‘Los adioses y Pensamientos del amante’, algunos de cuyos poemas fueron recogidos en la antología ‘Llama de amor viva’; y el libro de ensayos ‘Lector de poesía’. Estudió Derecho en la Universidad Nacional, fue director de la Radiodifusora Nacional de Colombia y profesor universitario.

Bases del concurso:

«Los responsables del certamen son Isaías Peña Gutiérrez, director del Departamento de Humanidades y Letras de la Universidad Central, y Nancy Malaver, profesora de esa misma área. Más informes: (1) 342 37 90, (1) 323 68 98, ext. 4302» 

www.lavanguardia.es

Premios Casa 2015: Literatura Latina en EE UU provoca pugnas


“Lame mi piel con cariño de perro”, de Adelayda Fernández Ochoa, Colombia, Premio Novela. “El niño congelado”, de Mildre Hernández, Cuba, Premio literatura infantil. Los jurados decidieron los premios por unanimidad, excepto Literatura Latina en Estados Unidos que generó una fuerte pugna. Cubanet estuvo presente

LA HABANA, Cuba. — En horas de la noche del jueves 29 de enero, en la sala Ché Guevara  de Casa de las Américas, se efectuó la entrega de los Premios Casa 2015, con la presencia del presidente de la institución, el poeta Roberto Fernández Retamar y de Abel Prieto, ex ministro de cultura, actual asesor de Raúl Castro.

Ante un numeroso público asistente, el organizador del evento Jorge Fornet, fue presentando los jurados por géneros, que leyeron las actas y resaltaron los méritos y consideraciones para acceder a los diferentes lauros.

En novela, el jurado integrado por Ignacio Echevarría, de España, Nona Fernández, de Chile, Luis Negrón, de Puerto Rico, Carol Zardetto, de Guatemala y Hugo Luis Sánchez, de Cuba, acordó por unanimidad otorgarle el premio a La hoguera lame mi piel con cariño de perro, de Adelayda Fernández Ochoa, Colombia, y las menciones a El río, de Débora Mundani, Argentina y Tres veces luz, de Juan Mattio, Argentina.

De Clézio califica de "imperdonable" la matanza de Charlie Hebdo

El Nobel francés de Literatura Jean-Marie Gustave Le Clézio calificó hoy de "imperdonable" la matanza perpetrada por radicales islámicos en la revista Charlie Hebdo el pasado 7 de enero en París, durante su participación en el Hay Festival de Cartagena de Indias.
"Es horrible lo que sucedió en París, imperdonable, matar por no estar de acuerdo con las ideas es inaceptable", recalcó Le Clézio, la figura más destacada que participa en la décima edición del Hay Festival cartagenero.
Durante un coloquio con el escritor mexicano Juan Villoro en el Teatro Adolfo Mejía de esta ciudad colombiana, el Nobel dejó claro que no se trata de desprestigiar ahora al islam porque ésta "es unas de las religiones de Europa" y "eso es algo muy positivo".
"El islam es parte de la cultura europea", insistió, pero también dijo que "no hay ningún caso en que la violencia sea aceptable".

La literatura es una "sopa espesa" de memorias: Le Clézio


El Nobel francés se encuentra en Cartagena participando en el Hay Festival.


El escritor francés, ganador del premio Nobel de literatura 2008, Jean-Marie Gustave Le Clézio, participa en un conversatorio del Hay Festival.

Viajero incansable, curioso errante e investigador de viejas y nuevas culturas, el Nobel francés de Literatura Jean-Marie Gustave Le Clézio aseguró este viernes en el Hay Festival de Cartagena de Indias que la literatura no es más que "una sopa espesa" cuyos ingredientes son las memorias propias y ajenas.
Le Clézio, la estrella del décimo Hay Festival que acoge esta ciudad del Caribe colombiano, participó en un coloquio junto al escritor mexicano Juan Villoro, en el que ambos desglosaron la vida y obra del Nobel ante un público entregado que no cesó de interrumpir con aplausos en el mítico Teatro Adolfo Mejía.
"La literatura de Clézio está hecha de itinerarios", advirtió Villoro cuando presentó al invitado de honor, para agregar que "ha hecho suyo el cometido de criticar lo propio para conocer lo diverso" y asegurar que es el artífice del "pensamiento interrumpido".
Le Clézio dijo que "la imaginación está hecha de pedazos errantes y la tarea del escritor es agarrarlos, hacer memoria propia o de otros, usar esos momentos que no están colocados al tiempo y darles una especie de significación o evolución".
La literatura, explicó, es "un oficio de trabajo manual, de transformar memorias, pedazos, ruidos, sentimientos, sensaciones, de hacer sopas espesas. La tarea del escritor es usar esos elementos".
Esta concepción de la vida ha llevado a Le Clézio a crear novelas únicas, por las queganó en 2008 el Nobel, un reconocimiento que incluye experiencias, espiritualidad y sabiduría en torno a culturas prehispánicas de Latinoamérica o conflictos africanos.

La magia de un libro


Dennis Lehane: Una charla exclusiva con uno de los grandes de la novela policial moderna

Si hay en la actualidad un escritor cuyas historias generan verdadera fascinación en el cine, ese sin dudas es Dennis Lehane (Boston, 1965). El primero en notarlo fue el mismísimo Clint Eastwood, que adaptó su novela Río místico (2001) a la gran pantalla en 2003, un drama barrial crudo con Sean Penn y Tim Robbins en papeles oscarizados. Luego llegó Ben Affleck, que debutó detrás de cámaras con Desapareció una noche (2007), policial basado en la novela homónima de Lehane, y se convirtió en uno de los directores más respetados de la actualidad. De hecho, la próxima película de Affleck, Live By Night, se basa en otra novela de Lehane.

La confirmación, si hacía falta, la aportó Martin Scorsese con La isla siniestra (2009). Esta última, de hecho, está siendo adaptada por el propio Lehane bajo la producción de Scorsese y DiCaprio para realizar una serie que se emitirá por HBO a partir del año próximo, cadena para la cual el escritor ha guionado episodios de The Wire y Boardwalk Empire. "Si no fuera un desafío no pensaría en hacerlo. Solo me gusta trabajar en algo que me asuste un poco", asegura Lehane a El País sobre sus nuevo proyectos en cine y televisión.


Lo último de Lehane es La entrega (The Drop), película dirigida por Michaël R. Roskam con Tom Hardy y James Gandolfini en su último papel. En este caso, por primera vez, Lehane se encargó de adaptar su propia novela al guión. La película, no estrenada en Uruguay pero disponible para descarga y recientemente lanzada en Blu-Ray y DVD, llegó acompañada de una novela que ya está disponible en librerías. "Empezó como el primer capítulo de una novela que jamás se completó. Alrededor de cinco o seis años después decidí tan solo contar la historia de un tipo que encuentra un perro, una mujer a la que conoce esa noche y el anterior dueño del perro. Cuando esa historia breve fue publicada, algunas personas de Cherin Entertainment me contactaron para convertirlo en un guión, lo cual me pareció divertido. Después de que la película estuviera terminada, mi editor me consultó sobre la posibilidad de escribir esa novela que había abandonado, ahora que conocía la historia que estaba tratando de contar", dice Lehane sobre el proceso que transitó la historia.

Nuevo libro propone un Martí más real

Con la misma vehemencia con la que en 1993 organizó en La Habana una serie de homenajes por el centenario de la muerte de Julián del Casal, y más adelante le dedicó los libros de ensayo Casal à Rebours (1996) yJulián del Casal o los pliegues del deseo (2008), el ensayista y profesor Francisco Morán ha acometido una enjundiosa investigación sobre la vida de José Martí en su libro más reciente, Martí, la justicia infinita (Verbum, 2014).
Exiliado desde 1994, Morán obtuvo en 2002 su Ph.D en Georgetown University con la tesis Guardarropías del deseo: los escondites del modernismo. Su trayectoria como profesor abarca cerca de 15 años, primero en George Washington University, y luego en Southern Methodist University, de Dallas, Texas, donde actualmente reside.
El fundador en 1998 de la revista literaria electrónica La Habana Elegante, conversó con El Nuevo Herald sobre varios de los tópicos que fundamentan su libro.
En este libro te detienes en la imagen del joven del grillete, y comprobamos que Martí nunca fue ajeno a un proyecto de reificación de su figura.
Eso es lo que sostengo: el involucramiento de Martí, desde muy temprano, en su propia reificación: mártir, héroe, significante de la comunidad nacional. Martí usó y explotó la narrativa del presidio para asegurar su autoridad moral. Porque como el de Jesús, el sacrificio de Martí resulta finalmente impagable: termina siendo el significante de una deuda que nos esclaviza.
A lo largo de todo el libro señalas a varios estudiosos que no pueden permitirse “salpicar la estatua” de José Martí.
El culto es el límite que entorpece la lectura crítica. Si Martí se cae del caballo, si de verdad una lectura crítica hace que se tambalee, los cubanos perderían el último referente de la república ideal que ningún gobierno ha conseguido. Se trataría del Apocalipsis simbólico para dos identidades que han sido pensadas como frentes de batalla: la de Cuba y la de Nuestra América.
Las ideas de Cuba y de patria han estado siempre ligadas al exilio y al destierro. Los últimos 55 años han exacerbado esta experiencia, el pathos, el dolor del arranque de raíz a un nivel sin precedentes, ni siquiera en las dictaduras de tan mala memoria como las de Machado y Batista.
En contraposición, tú propones una crítica “atravesada por la sospecha”.
En 1991, en Caracas, pedí que me llevaran a la estatua de Bolívar. Allí noté que estaba toda cagada de pájaros. No pude dejar de pensar en la de Martí del Parque Central [de La Habana]: siempre impoluta, sin una sola mancha. Luego un amigo me comentó que cada día, antes del amanecer, la limpiaban con una manguera.
Lo importante no es si esto es cierto. Se trata de que para sus creyentes –y él es una creencia, una fe– Martí es la pureza hecha hombre, y desde luego mármol. La sola idea de que alguien pueda dudar significa traición, ingratitud, deslealtad y. sobre todo, una mancha sobre la blancura de la estatua.
Si bien en México Martí instaba al gobierno a regular la entrada de extranjeros y prevenía del peligro de la “raza extraña”, ya en Nueva York, insta a las autoridades a resguardarse del “vulgar asedio de la inmigración”.
Lo cierto es que en ambos países promovió políticas de Estado específicamente contra los inmigrantes, a partir de principios racistas y eugenésicos. ¿Podría alguien dudar de que de haber sido nombrado Presidente de la República en 1902, habría tomado cartas en este asunto?
Por eso me gustaría que mi libro se publicara en Cuba, y que se debatiera, que se cuestionara, pero que se le concediera el derecho a existir y a llegar a todos los lectores.
En 1980, un documental sobre el Mariel realizado por Santiago Álvarez incluía la frase de Martí: “Hay que cargar los barcos con los insectos que le roen el hueso a la patria que los nutre”.
Por eso comento que la frase en el documental de Santiago Álvarez no es una distorsión de lo expresado por Martí en Nuestra América. En primer lugar porque tiene todos los visos de un pronunciamiento legislativo, y luego porque la metáfora eugenésica deja en manos del estadista la decisión de quiénes serán considerados insectos enojosos, gusanos, y en el caso nuestro, cubanos “impuros”. Contrario a lo que podría pensarse, a todos debería importarnos su postura sobre la inmigración.
Has visto a Martí en Nueva York oscilar “entre el deseo y el rechazo”. ¿Hablamos de una real historia de amor?

Siempre hay tiempo para lo mejor


Alevosía publica la novela histórica "La corona" de Nancy Bilyeau

"La corona" de Nancy Bilyeau es una apasionante novela histórica que se desarrolla en la época de los Tudor a ritmo de thriller. Una bonita historia de lealtad, coraje y, por encima de todo, esperanza"

Londres, 25 de mayo de 1537. Cuando se anuncia una muerte en la hoguera, las tabernas de los alrededores de Smithfield encargan barricas de cerveza adicionales, pero cuando quien va a morir en la hoguera es una mujer y además de noble cuna, llegan carros de cerveza. Yo viajaba en uno de esos carros el viernes de la semana de Pentecostés, en el vigésimo octavo año del reinado de Enrique VIII, para ofrecer plegarias por el alma de la traidora condenada a morir: lady Margaret Bulmer.

Cuando la joven novicia Joanna Stafford, hija de la primera dama de la reina Catalina de Aragón, se entera de que su querida prima Margaret va a ser ejecutada públicamente en la hoguera, rompe el voto de clausura y se escapa del monasterio del priorato de Dartford.

México y Argentina unieron sus "Almas y Karmas"


Tampico
México y Argentina unieron sus "Almas y Karmas" gracias a las plumas de Magda Bárcenas Castro y Karina Rodríguez, quienes presentaron su antología de cuentos de terror en la Universidad del Noreste. La rectora de la UNE, Lilia Velazco del Ángel, calificó como un momento importante el encuentro sostenido en la Sala de Conferencias de la casa de estudios que celebra 45 años de vida, así como cuatro décadas de haber creado la Licenciatura en Ciencias de la Comunicación.
"Esto afianza los lazos entre México y Argentina; estar respaldadas por la UNE es un gran honor, a su vez que es un impulso a la juventud para cumplir las metas", comentó Rodríguez, al momento que dedicó el texto al escritor argentino de terror Alberto Laiseca, considerado el Edgar Allan Poe sudamericano.
"Cualquier camino a recorrer, sin nuestros seres queridos, carece de sentido", puntualizó Rodríguez.
La velada inició con la presentación de Alejandro Melo Nájera, integrante del grupo Amuleto, quien se inspiró en el nombre del texto para interpretar una melodía con su guitarra.
Cabe destacar que la presentación del libro "Almas y Karmas" coincidió con el cumpleaños de Bárcenas Castro; "la mejor forma de festejarlo es con este lazo entre México y Argentina".
Para el análisis y cuestionamientos de la obra, el coordinador del grupo literario Viento Joven de la UNE, Catarino Gutiérrez Bautista preguntó cómo surgió esta fusión entre las escritoras latinoamericanas.

Llega a la Argentina el libro de la hija de Klaus Kinski

La actriz Pola Kinski, hija mayor de Klaus Kinski, el célebre y controvertido actor alemán fetiche del director Werner Herzog, escribió Nunca lo digas a nadie, una autobiografía donde denuncia luego de 40 años cómo su padre abusó sexualmente de ella entre los 5 y los 19 años, relato que escandalizó a toda Alemania y que ahora llega en su edición en español a la Argentina.


Publicado por el sello español Circe,Kindermund (Boca infantil), tal es su título original, es el relato en primera persona de Pola Kinski (Berlín, 1952), una niña que vivió su existencia dividida: por un lado, el hogar frío y hostil en Munich junto a su madre y su nuevo marido y, por otro, el desmesurado mundo de su padre, un exitoso actor que se movía entre Berlín, Madrid y Roma tratándola como una pequeña princesa, "un angelito", de quien abusó sexualmente durante 14 años. 

Escrito de forma cronológica, Nunca lo digas a nadie es la trágica niñez y adolescencia de Pola que relata con ojos de pequeña -mezcla de ingenuidad, culpa y angustia- los cada vez más incesantes abusos de su padre.

La primera vez, cuenta Pola, ella tenía puesto su vestido de comunión. "Exhala su aliento caliente sobre mi piel, tira de mí para tumbarme en la cama. Tirito de frío y tengo miedo. Intento escabullirme, pero él me sujeta con fuerza. Siento su lengua dura en los pechos, en el vientre, luego me separa los muslos con la cabeza (...)", relata en lo que será una de las tantas escenas que se repetirán a lo largo del libro.

Los abusos se daban en diferentes lugares y, al concluir, ella -una niña atónita y fuera de sí- se dejaba arrastrar por los recovecos oscuros y fantasiosos de su mente infantil y pensaba: "Tengo el cuerpo entumecido; estoy muerta". 

Violento, iracundo, desbocado e intratable, Kinski era también Babbo, como lo llamaba ella, un padre que le brindó un universo lleno de lujos y regalos: "Te compraré el mundo entero", le prometía; él anunciaba un reinado donde ella, "mi princesa, mi muñequita, mi angelito" era la única privilegiada. 



 

"A todo niño le gustaría querer a su padre", escribe Pola anhelando una realidad esquiva, al tiempo que callaba estoicamente las violaciones. Pero, en su relato de confusión infantil, logra recrear el "asco" y la "repugnancia" del incesto que no puede esclarecer como tal. La adulta recuerda vívidamente a esa niña que corre a vomitar tras la violación porque de alguna manera "tengo que sacarme la culpa vomitando", cuenta. 

El libro evidencia un informe psiquiátrico de 1950 que diagnostica al actor, de 24 años, con "psicopatí­a" y, según Pola, "daba por supuesto que podí­a saltarse cualquier norma" social o moral, incluso a costa de la salud de su propia hija. 

De hecho, tal como describe, Kinski -retratado fielmente como un monstruo desquiciado- le murmuraba al oído mientras la tocaba y besaba: "Todos hacen esto con sus hijas, en todo el mundo" o argumentos silenciadores como "Acá en Italia, en todo el mundo, esto es completamente normal. ¡Solo en Alemania, que son todos burgueses, se quejan por tonterí­as!".

A los 19 años, Pola logra escapar tras tocar fondo: su padre la insta a comprar preservativos que usaría con ella. "Yo he tenido que comprar esta misma noche los condones para mi propia violación (...) un ataque de escalofríos me convulsiona todo el cuerpo. No puedo hacer nada por evitarlo. Tengo que irme de allí enseguida".

El miedo cerval la persigue, siente que su padre, como un demonio furioso, está detrás y nuevamente vomita como metáfora del asco y de la necesidad de sacarlo: "no puedo permitir que quede adherido a mí, que se funda conmigo", escribe. Finalmente, llega a la casa materna y, luego de 14 años, cuenta su verdad en medio de ataques de pánico y desconsuelo. 

Tras las insistencias de su padre para volver a verse, Pola se quiebra para siempre y le escribe una última carta que nunca recibirá respuesta: "Estoy muy mal. Destrozada. Sólo me reuniré contigo como hija, no como objeto sexual. No volverás a tocarme. ¡Jamás!". Ella, con el tiempo, logra hacerse un camino propio como actriz y dejan de verse. 

Este relato profundo se publicó hace un año en Alemania y desató una verdadera conmoción. Es que esta revelación pública sobre el protagonista de clásicos como "Fitzcarraldo" y "Aguirre, la ira de Dios" salió a la luz a 21 años de la muerte del actor en California y a más de 40 desde que terminaron los abusos. 

"No se trata de si Kinski hizo esto o lo otro; yo querí­a mostrar las consecuencias de un crimen así­, cuántas heridas abre", dijo Pola en la televisión alemana y agregó que el final del maltrato fue "el principio de otra tortura" de culpabilidad, rabia y largas terapias.

De hecho, según narra en su historia, cuando su madre la llama para informarle la noticia de la muerte de su padre, Pola, sin inmutarse, piensa "una piel se desprende de mí (...) emprendo el camino en busca de mi alma". 

“Pocas editoriales apuestan a la gráfica”

Bajo el sello Sexto Piso se publica un homenaje a William Burroughs; “La historia está marcada por la técnica del cine”

Bernardo Fernández, Bef (Ciudad de México, 1972), es narrador, historietista y diseñador grafico, adicto a la ciencia ficción participó en la realización de la imprescindible antología 25 Minutos en el futuro: Nueva Ciencia Ficción Norteamericana (2013). Ganador en la Semana Negra de Gijón con su novela policíaca Tiempo de alacranes (2005), y fundador de la editorial Pellejo/Molleja.
Promotor de la historieta en México, ha publicado varias ficciones gráficas: Monorama (2004) y ¡Cielos mi marido! (2011), entre otros manuales en que las representaciones pictóricas juegan un papel determinante. “Creo en el libro ilustrado y en la historieta. Hay una gran tradición de literatura gráfica en América Latina, México no se queda atrás; quizás no hay editoriales actualmente que se atrevan y apuesten por este tipo de cuadernos. Sexto Piso ha tomado la iniciativa y heme aquí con esta novela gráfica sobre la vida del autor de El almuerzo desnudo en su paso por nuestro país en los años 50”, comento Bef para La Razón.

En el centenario del nacimiento de Williams Burroughs (1914 - 1997), Uncle Bill (Sexto piso Ilustrado, 2014) se convierte en un tributo a uno de los escritores estadounidenses más influyentes de la Generación Beat (Ginsberg, Kerouac, Cassady...). “Todo el mundo se detiene en lo anecdótico: el fatal episodio en que Burroughs mata a su esposa Joan de un tiro en la cabeza jugando a Guillermo Tell. Pero el narrador de Yonqui es más que esa aciaga crónica”, precisa el autor de Cuello blanco (2013).
Episodios dramáticos, los protagonizados por Burroughs en México. Bef pone en manos de los lectores una novela trazada desde los mecanismos del cine en un montaje de imágenes en blanco y negro de gran eficacia visual. Intertextualidad y, asimismo, bosquejos autobiográficos de un Bef asombrado ante la obra del estadounidense. “Sí, me interesa mucho el cine. En esta historia cada secuencia está marcada por la técnica del cine. Digamos que más que todo es una novela-grafica-cinematográfica-autobiográfica. Soy un personaje dentro del discurso que dialoga con las circunstancias y los gestos de Burroughs”, abundo el historietista.
Uncle Bill se lee y se ve de un tirón. Novela grafica que sitúa a Bernardo Fernández como uno de los más importantes historietistas dentro del contexto de las artes gráficas y la literatura en México.

En 2011, Fernández ganó el Premio Grijalbo de Novela por Hielo negro, texto de corte policíaco sobre el narcotráfico y la corrupción en México.


Algunos de los libros más populares en el mercado hispanoparlante


Los españoles optaron por leer poesía de amor en enero, cuando el fenómeno local Marwan dominó las listas de los más vendidos, pero en Latinoamérica los lectores se decantaron por éxitos seguros como John Green y Stephen King.
Entretanto, en Colombia, seguía dominando las ventas “Pablo Escobar, mi padre”, un relato en el que el hijo del fallecido narcotraficante colombiano ofrece una versión humanizada de su progenitor.
A continuación, algunos de los libros más populares en el mercado hispanoparlante este mes:
- “La triste historia de tu cuerpo sobre el mío”, de Marwan
El cantautor y escritor español Marwan lideró la lista de los libros más vendidos a lo largo del mes en España, según Casa del Libro, con esta compilación de poesías que se publicó por primera vez en 2011 y ya supera la decena de ediciones.
Marwan se ha abierto paso en España gracias al boca a boca y al poder de las redes sociales. Bajo la etiqueta “#la triste historia de tu cuerpo sobre el mío”, legiones de fans publican fotos de las páginas con sus versos preferidos en Tumblr, donde pueden leerse versos como “me enamoré de desconocidas/y las desquise a contrarreloj”.
Nacido en Madrid en 1979, el estilo de Marwan oscila “entre la sensibilidad más romanticona y la pasión más canalla”, según afirma el mismo autor en su página de Facebook.
- “Buscando a Alaska”, de John Green
Desde principios del año pasado este libro ha dominado las listas de éxitos, junto a otros del mismo autor como “Bajo la misma estrella”, que cobró impulso después de haber sido llevada al cine, o “Ciudades de papel”.
“Buscando a Alaska”, la primera novela de Green, fue publicada en inglés hace 10 años pero traducida al español el año pasado, a raíz del fenómeno literario de “Bajo la misma estrella”. Cuenta la historia de dos jóvenes que buscan dar sentido a sus vidas.
Nacido en Indianápolis en 1977, Green es actualmente uno de los autores estadounidenses más importantes de la llamada “Young Fiction” o literatura juvenil.
- “Mr. Mercedes”, de Stephen King
El último libro del maestro del horror es una historia policial, concebida como el primer capítulo de una trilogía que, según una reseña en el New York Times, cumple todos los requerimientos del género: un detective solitario se obsesiona con un caso aparentemente imposible de resolver.
King nació en Maine (noreste de EEUU) en 1947 y de muy joven comenzó a dar clases de inglés (literatura) en una escuela pública. Alcanzó la cima del éxito, donde ha permanecido con pie seguro desde entonces, desde el lanzamiento de su primera novela, “Carrie”, en 1974.
- “Adulterio”, de Paulo Coelho
La última novela del brasileño que saltó a la fama con “El alquimista” retrata a una mujer que se da una segunda oportunidad en el amor. Paulo Coelho (Río de Janeiro, 1947) es considerado uno de los autores más conocidos y comerciales de la literatura mundial.