"La causa principal de la muerte de Lorca fueron las rencillas familiares"


-¿Qué hizo al día siguiente de que se abandonara la búsqueda de la fosa de Lorca?

-Lo primero, llamar a la nieta de Dióscoro Galindo y darle cuenta de lo sucedido. También agradecer su dedicación a los miembros del magnífico equipo que han trabajado en la búsqueda, sin cobrar un euro y de sol a sol durante un mes, además de llamar a los donantes privados principales para darles la noticia y explicarles en qué se han gastado su dinero. Seguiré investigando otros aspectos del universo lorquiano, del que queda aún mucho que escribir.


-¿Dónde está Lorca?

-Los pozos están donde hemos buscado, no hay duda de que fue enterrado allí. Pero en algún momento se vaciaron las fosas, un tema sobre el que circulan muchas hipótesis, como que Lorca fue desenterrado por su familia. Yo creo que fue el propio régimen de Franco el que vació la fosa en la década de los sesenta, un momento en el que ya había pasado por allí Agustín Penón e investigadores como Ian Gibson o Claude Couffon estaban investigando el paradero del poeta. Se llevaron los cuerpos para evitar que este terreno se convirtiera en una zona de peregrinaje y de reivindicación de la memoria.

-Mucha gente no tiene problemas en que se busque a Lorca siempre y cuando no cueste un euro al erario público. ¿Lo entiende?

-En primer lugar, el encargo de nuestro magnífico y reconocido equipo de búsqueda es la localización de la fosa en la que pudiera encontrarse el maestro republicano Dióscoro Galindo, solicitada por una familia de recursos económicos modestos que no podría con sus medios hacer esta búsqueda. El tema de que la búsqueda del poeta sea sufragada con fondos públicos es un debate que no me interesa lo mas mínimo, ya que tanto la familia como la Junta tienen poderío económico para poderlo hacer y son ellos los que tendrían que impulsar dicha búsqueda.

-Durante las excavaciones se acercaron muchos curiosos, bien para felicitarles, bien para increparles. ¿Las dos Españas se han cruzado en Víznar?

-Los que increpan e insultan son una minoría insignificante, pero son los que más se oyen. Afortunadamente han sido muchos más los que se han acercado a desear suerte en la búsqueda.

-¿Por qué los trabajos del falangista Eduardo Molina Fajardo le ofrecieron más verosimilitud que los de Gibson o Penón?

-Fundamentalmente porque los trabajos de Molina Fajardo resisten una revisión histórica y documental y sus datos son comprobables. Las otras teorías cumplen difícilmente con esta premisa. Molina Fajardo hizo la guerra en una unidad falangista y conocía perfectamente a cada uno de los personajes que participaron en el asesinato del poeta. La pena fue que su prematura muerte impidió que llevara al fin su investigación, que tuvo que ser plasmada en un libro por sus familiares.

-¿Por qué fusilaron a Federico García Lorca?

-La muerte de Lorca fue una concatenación de causas. No se descartan las políticas, pero la causa principal fueron las rencillas familiares. Hay multitud de datos objetivos, como que las dos irrupciones en la Huerta de San Vicente para molestar e increpar a la familia en el mes de agosto de 1936 fueron hechas por los hermanos Miguel y Horacio Roldán, primos del poeta. Estuvieron acompañados por José Benavides Peña, Pepe el Romano en la obra de teatro La casa de Bernarda Alba. La detención en casa de los Rosales fue llevada a cabo por Ruiz Alonso, Martín Lagos y Juan Luis Trescastro, cuya mujer era prima del padre del poeta. Este Trescastro era militante de Acción Popular al igual que los hermanos Roldán y trabajaba como abogado para esta familia. Por último, en el pelotón de ejecución del poeta se encontraba Antonio Benavides Benavides, compadre de Trescastro, primo de los Roldán y sobrino nieto de Matilde Palacios Ríos, la primera mujer del padre del poeta. Federico García tuvo disputas judiciales con su anterior familia política a costa de la herencia de Matilde Palacios. El hecho de haber sido secretario personal de Fernando de los Ríos y su compromiso con la República influiría en su asesinato, pero esa simplificación de por "rojo y maricón" hoy no cuela. Mantengo que no era rojo, pero sí un ferviente republicano.

-¿Qué aportará a la historia el descubrimiento del cadáver del poeta?

-El lugar y las circunstancias de su muerte, que a su propia familia no le inquietan, cosa muy respetable por cierto, pero a muchos millones de personas en el mundo sí.

http://www.diariodesevilla.es